A algunos apresurados enterradores

Fuente: 
Páginas 193, junio 2005, pp. 6-8